Ir al contenido principal

Si no le importas, vete

Cuando ya no le importas a una persona es inútil intentar retenerla a tu lado, ya que solo nos aportará dolor y sufrimiento. Debemos ser valientes y atrevernos a alejarnos.

A lo largo de tu vida tendrás que renunciar a muchas personas que antes han estado en ella, pero que ahora ya te aportan nada. Esto suele suceder cuando ya no le importas a alguien y dejas atrás a todas esas personas a las que ya no le interesas.

Sabemos que es un sacrificio importante y doloroso, una renuncia muy difícil que te traerá por el camino de la amargura. Pero, si ya no le importas ¿para qué seguir intentando algo que será inútil?

Empieza a valorarte y a marcharte sin miedo a mirar atrás.

He dejado de ser importante, ¿qué hago?

Cuando dejas de ser importante para alguien que para ti lo sigue siendo puede que entres en “modo pánico” y que el estrés y la ansiedad empiecen a apoderarse de ti.

Pero, todo es cuestión de esforzarse por mantener la calma y mirar la situación desde una perspectiva diferente.

La situación que estás viviendo tú ahora mismo la viven otros miles de personas y, posiblemente, cuando reconoces este problema en el resto piensas que no es para tanto.

La verdad es que el hecho de encontrarnos tan mal y tan desdichados es culpa de los sentimientos y emociones que aún nos provoca esa persona a la que ya no le importamos.

Mentiríamos si dijéramos que cuando ya no le importas a esa persona no pasa nada, porque la verdad es que una de las dos personas, si no ambos, sufren.

No obstante, aceptar esta situación es lo mejor que podrás hacer porque es peor no dejar marchar a alguien a quien ya has dejado de importarle.

Esta situación sucede mucho en las relaciones de pareja, cuando uno de los miembros se desilusiona o, simplemente, sufre desamor. El miedo a estar solos o a sentirnos sin esa persona que nos ha estado acompañando durante gran parte de nuestra vida nos produce un miedo atroz.

Señales de distanciamiento emocional

Si te encuentras sumergido en una relación de pareja, tal vez pienses que, si en algún momento dejas de importarle a esa persona especial, lo sabrías. Nada más lejos de la realidad.

A veces, ese distanciamiento no se produce de forma física.

Por eso, es importante tener en cuenta todas las señales que a continuación mencionaremos y que te darán pistas sobre si tu pareja se está distanciando emocionalmente de ti.

De esta manera, lo sabrás y no te supondrá tanta sorpresa:
  • Desde hace tiempo has dejado de ser una prioridad para esa persona, quizás porque sus intereses y metas ya no coinciden con los tuyos.
  • Empiezas a experimentar sentimientos de soledad y abandono porque tu pareja ya no se preocupa por tus necesidades.
  • Eres tú la única persona de los dos que lo da todo por la relación: tu pareja solamente se dedica a recibir.
  • Tu pareja no tiene en cuenta tus criterios y tus ideas y empieza a tomar decisiones por los dos sin tenerte en cuenta y para beneficio propio.
  • Empieza a humillarte, criticarte y distanciarse de ti sin motivos aparentes. La relación se convierte, de repente, en un verdadero calvario.

Aunque te resistas, has dejado de importarle a esa persona que aún quieres, pero que ahora te está haciendo la vida imposible y haciéndote sentir culpable.

No te deja, pero tampoco se va, lo que te confunde y te sitúa en una posición bastante complicada y dolorosa.

Renuncia a esa persona por respeto a ti

Cuando te encuentras en una situación como esta es doloroso renunciar a tu pareja, pero totalmente necesario. Valórate y no te hundas ni permitas que la forma de actuar que está teniendo tu pareja te destroce.

Tú no tienes la culpa de que a ella ya no le importes y tampoco tienes la culpa de que no tenga el valor suficiente para decirte claramente que emocionalmente ya no se siente conectada contigo.

Reúne todo ese valor que aún tienes y vete. Será una de tus mejores decisiones.

Esta no será ni la primera ni la última vez que alguien importante en tu vida se vaya, pero es fundamental que aceptes el hecho de que las personas vienen y también se van. Tanto de una forma valiente como cobarde, tarde o temprano se alejan.

Si no le importas a alguien, no te esfuerces y no te hagas más daño intentando atar las cuerdas de una relación que la otra persona ya ha roto. Será inútil luchar por lo que ya está destrozado.

Es el momento de que hagas acopio de todo tu orgullo y emprendas un nuevo viaje.

¿Te gustó el artículo?

Entradas más populares de este blog

CERRADO POR DEFUNCIÓN

Imagina que un día, cuando llegas a tu puesto de trabajo encuentras la puerta cerrada y un cartel que pone: “Cerrado por defunción”… Esto es más o menos lo que les ocurrió a los protagonistas del cuento para reflexionar que hoy queremos compartir con nuestros lectores. Allá va…
Un día, cuando los empleados de una gran empresa llegaron a trabajar, encontraron en la recepción un enorme letrero en el que estaba escrito:
“Ayer falleció la persona que impedía el crecimiento de Usted en esta empresa. Está invitado al velatorio que se realizará esta tarde, cuando finalice la jornada laboral, en el área de deportes”.
Al comienzo, todos se entristecieron por la muerte de uno de sus compañeros, pero después comenzaron a sentir curiosidad por saber quién era el que estaba impidiendo el crecimiento de sus compañeros y la empresa.
Miles de rumores se extendieron a la par que un silencio aplastaba el ambiente, nada como la muerte para introducirnos en nuestros pensamientos más existenciales.
Como e…

Trastorno narcisista de la personalidad

Hoy ponemos el punto de atención en describir cuáles son los rasgos característicos del trastorno narcisista de la personalidad puesto que esto puede ayudarnos a identificar si nosotros mismos tenemos tendencia a estas actitudes de búsqueda constante de admiración por parte de los demás o por el contrario observamos que alguien de nuestro entorno está en este punto.

El Reloj Biológico Chino; ¡No falla!

En la medicina tradicional china hay un tiempo para cada cosa, organizarse bien y saber que actividades hacer en cada momento del día es crucial para la salud. Nuestros cuerpos funcionan como relojes mecánicos, cada órgano y meridiano tiene un período de unas dos horas en que el qi (energía) está en el nivel máximo.
En la medicina china el día se divide en 12 períodos de dos horas, son las llamadas “12 ramas terrestres” y reciben los nombres siguientes: zi, chou, yin, mao, chen, si, wu, wei, shen, you, xu y hai.
Los 12 meridianos son los ríos a través de los cuales el qi recorre nuestro cuerpo llegando hasta cada uno de los órganos, éstos funcionan mejor cuando el flujo de energía que reciben es mayor. Por lo tanto el llevar a cabo cierta actividad en el momento adecuado asegura que los órganos y sistemas involucrados estarán en las mejores condiciones. Los trastornos en el flujo de energía derivan en problemas de salud.
Este ciclo de 24 horas se cree que ayuda a saber cuándo hacer e…