Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de septiembre, 2016

Ofiuco: Los nacidos bajo este signo tienen tres personalidades distintas

Ofiuco no es un signo, realmente son tres. ¿Te suena? Con tres grupos de días bien diferenciados, los nacimientos bajo el signo de la serpiente -o del médico- tienen características distintas y, a veces, antagónicas y contrapuestas, tal y como describe el profesor Henry Francis. Las afinidades con este zodiaco varían mucho y conviene tener en cuenta ciertas claves.
Desde 2006, el profesor Henry Francis, astrólogo y futurólogo uruguayo, lleva advirtiendo sobre la necesidad de extender el zodiaco clásico de los 12 signos zodiacales habituales a los 13, incluyendo para ello a Ofiuco, el signo de la serpiente o el médico, tal y como se describe de manera alegórica. Según Francis, Ofiuco ocupa la mayor parte del antiguo signo solar de Sagitario, y bajo su influencia nacen muchos médicos, humanistas, idealistas, y seres predispuestos a aventurarse en la vida en busca de su realización personal. ¿Soñadores? Buena parte de ellos si que lo son. 
TRES SIGNOS EN UNO
Pero para trazar nuestra líne…

Las 12 Leyes del Karma

¿Existe una máxima que debería ser la base de las acciones que uno toma a lo largo de su vida? Seguramente es la máxima de la compasión: no hagas a otros lo que no quieras que te hagan a ti. Confucio
El Karma es el juez de nuestros actos, es la energía transcendente e invisible que se deriva de nuestros comportamientos y que va acumulando consecuencias y pagos conforme a ellos. El Karma simplemente nos dice que las fuerzas que pusimos en movimiento hace diez minutos o hace diez vidas volverán a nosotros.
Íntimamente ligado a las reencarnaciones venideras, se convierte en la energía que usaremos para limpiar el alma hasta que alcancemos la perfección. Mientras que el karma simboliza la responsabilidad y el pago por nuestras acciones, la reencarnación nos ofrece la oportunidad de seguir avanzando.
Según esto, nosotros tenemos la libertad de comportarnos como queramos desde la primera encarnación y, en consecuencia, acumularemos esta energía. La creación de karma bueno y malo e intencion…

Acá están los 98 datos personales que Facebook usa de usted

Mucho se ha hablado sobre la red social de Mark Zuckerberg y nuestra privacidad. Para sacarte de dudas, te contamos los 98 datos que Facebook sabe sobre ti.
La semana pasada WhatsApp anunció que compartiría nuestros datos con Facebook para mejorar su publicidad, así como para hacer frente a los abusos, ofensas y mensajes no deseados en el servicio de mensajería.
Muchos usuarios pusieron el grito en el cielo porque lo consideraban una invasión de su privacidad, pero lo cierto es que al aceptar las condiciones de la red social estaban concediendo una serie de permisos para que se quedara con una serie de información personal.
¿Para qué? La respuesta es la de siempre: la publicidad. No hay que olvidar que, aunque a nosotros no nos cueste un céntimo acceder a la plataforma y utilizar su servicio, Facebook comercia con nuestros datos.
De esta forma, la compañía nos proporciona anuncios útiles y relevantes de cuatro formas distintas. En primer lugar, sigue tu actividad y las páginas que te…

La fábula de las 3 preguntas

La fábula de las 3 preguntas que traemos hoy para reflexionar, establece estas al comienzo. ¿Cómo las responderías tú? Quizá a medida que avances la lectura vas acercándote al resultado…
Un cierto emperador pensó un día que si se conociera la respuesta a las siguientes tres preguntas, nunca fallaría en ninguna cuestión. Las tres preguntas eran: ¿Cuál es el momento más oportuno para hacer cada cosa?¿Cuál es la gente más importante con la que trabajar?¿Cuál es la cosa más importante para hacer en todo momento?
El emperador publicó un edicto a través de todo su reino anunciando que cualquiera que pudiera responder a estas tres preguntas recibiría una gran recompensa, y muchos de los que leyeron el edicto emprendieron el camino al palacio; cada uno llevaba una respuesta diferente al emperador.
Como respuesta a la primera pregunta, una persona le aconsejó proyectar minuciosamente su tiempo, consagrando cada hora, cada día, cada mes y cada año a ciertas tareas y seguir el programa al pie de…

Solo se compra lo que tiene precio, el resto se conquista

En la sociedad en la que vivimos, es muy fácil confundir lo material con la felicidad. Lo cierto es que continuamente se nos sugiere que uno puede alcanzar cualquier cosa solo si tiene posesiones materiales. Es como si todo tuviera un precio que se puede comprar en monedas o billetes.
Sin embargo, ¿es más rico el que más tiene? Puede coincidir que así sea, pero si hablamos de riqueza emocional su precio es diferente: es más feliz quien puede disfrutar de las personas que le llenan, de los placeres pequeños y de las cosechas que ha sembrado con esfuerzo.
Así, las emociones que ciertamente nos dan vida, no vienen etiquetadas en euros, dólares o libras, sino que se conquistan. La diferencia es sustancial, como veremos a continuación.
La materialidad es momentánea
Es cierto que lo material nos facilita las circunstancias e incluso muchas veces también puede darnos momentos felices; no obstante, esto es una felicidad momentánea: las riquezas físicas pueden librarnos de necesidades vitales …

Los buenos no solemos sospechar de la maldad ajena

La maldad ajena no debe hacer que cambiemos nuestra forma de ser y que desconfiemos de todos los que nos rodean. La culpa nunca será nuestra, sino de los que intenten aprovecharse de nosotros. En ocasiones, pecamos de inocentes. No vemos venir las dobles intenciones, los egoísmos encubiertos o las falsedades envueltas en papel de regalo y acciones amables.
La maldad, o mejor dicho, las traiciones o el interés ajeno es algo muy común en nuestras relaciones de cada día.
Hay quien suele predicar aquello de “piensa mal y acertarás”, pero las buenas personas o aquellas que, sencillamente, prefieren siempre ver lo mejor de todo aquello que les envuelve, no suelen tener esta visión de los acontecimientos.
La nobleza de corazón mira siempre el lado bueno de las personas , prefiere entregarse, dar segundas oportunidades y practicar la confianza. De ahí, que a lo largo de sus vidas se lleven más de una decepción. Te invitamos a reflexionar sobre ello.
La maldad encubierta y los egoísmos disfraz…