Ir al contenido principal

Reconocer a una persona tóxica

Mucho se habla actualmente sobre las personas tóxicas, de hecho, esta palabra se ha convertido en el mensaje comodín. Es una especie de término que se utiliza de forma sencilla para hacer referencia a cualquier situación incómoda que vivimos en las relaciones con los demás. El término está tan de moda que corremos el riesgo de curar cualquier frustración buscando responsabilidades fuera, es decir, culpando a ese supuesto amigo tóxico de cualquier cosa.

En realidad, lo que existen son personas con carácter desagradable, personas que allí donde van tienen muchas posibilidades de repetir un comportamiento repetido. Es decir, tal vez en algún momento has sufrido un disgusto importante por una situación negativa, sin embargo, no has tenido presente que esa persona vive hechos muy similares en otros ámbitos.

Las personas tóxicas te enseñan una forma de comportamiento que no es ejemplar. Existe un síntoma muy significativo para identificar este tipo de comportamiento. Son personas que confunden la sinceridad con la mala educación. Es decir, amparados en esa especie de honestidad, te dicen lo que piensan sin medir el impacto que esas palabras pueden producir en tu vida. Y, sin embargo, tú sientes que te ha hecho mucho daño. El principal síntoma de una persona tóxica es la falta de empatía, la baja capacidad para ponerse en el lugar del otro de un modo realista.

Mientras que una persona empática consigue hacerte sentir que tu historia es importante, por el contrario, una persona tóxica produce el efecto contrario. Reacciona con ira, estrés, enfado y frustración ante las situaciones más anecdóticas. Es posible que notes especialmente el carácter tóxico de una persona si has hablado de sentimientos ya que son personas con las que es mejor no mostrar vulnerabilidad. Por ejemplo, tal vez hayas contado algo en confianza y luego lo utilice en tu contra.

Es muy posible que también identifiques a una persona tóxica; por el aprendizaje que a ti te ofrece a nivel externo, observar comportamientos que no te gustaría tener a ti en la práctica. Hay una línea muy fina que separa el rechazo hacia una persona de la compasión por ser así. Y las personas tóxicas producen esta compasión al ser víctimas de su carácter, es decir, produce cierta lástima que no se den cuenta de cómo haciendo pequeños cambios podrían mejorar la felicidad en su vida personal.

Otro síntoma habitual de una persona tóxica es que no hace relaciones permanentes de amistad, está constantemente empezando de cero. Sin embargo, sus amistades no perduran ni se consolidan. Puede pasar de tener mucha confianza con alguien a quien acaba de conocer, a marcar una distancia total con esa persona. Las personas tóxicas suelen tomar muchas decisiones marcadas por la subjetividad de su propia forma de ver el mundo. Y esta mirada de la realidad suele estar marcada por el extremo del blanco y el negro.

¿Te gustó el artículo?

Entradas más populares de este blog

CERRADO POR DEFUNCIÓN

Imagina que un día, cuando llegas a tu puesto de trabajo encuentras la puerta cerrada y un cartel que pone: “Cerrado por defunción”… Esto es más o menos lo que les ocurrió a los protagonistas del cuento para reflexionar que hoy queremos compartir con nuestros lectores. Allá va…
Un día, cuando los empleados de una gran empresa llegaron a trabajar, encontraron en la recepción un enorme letrero en el que estaba escrito:
“Ayer falleció la persona que impedía el crecimiento de Usted en esta empresa. Está invitado al velatorio que se realizará esta tarde, cuando finalice la jornada laboral, en el área de deportes”.
Al comienzo, todos se entristecieron por la muerte de uno de sus compañeros, pero después comenzaron a sentir curiosidad por saber quién era el que estaba impidiendo el crecimiento de sus compañeros y la empresa.
Miles de rumores se extendieron a la par que un silencio aplastaba el ambiente, nada como la muerte para introducirnos en nuestros pensamientos más existenciales.
Como e…

Trastorno narcisista de la personalidad

Hoy ponemos el punto de atención en describir cuáles son los rasgos característicos del trastorno narcisista de la personalidad puesto que esto puede ayudarnos a identificar si nosotros mismos tenemos tendencia a estas actitudes de búsqueda constante de admiración por parte de los demás o por el contrario observamos que alguien de nuestro entorno está en este punto.

El Reloj Biológico Chino; ¡No falla!

En la medicina tradicional china hay un tiempo para cada cosa, organizarse bien y saber que actividades hacer en cada momento del día es crucial para la salud. Nuestros cuerpos funcionan como relojes mecánicos, cada órgano y meridiano tiene un período de unas dos horas en que el qi (energía) está en el nivel máximo.
En la medicina china el día se divide en 12 períodos de dos horas, son las llamadas “12 ramas terrestres” y reciben los nombres siguientes: zi, chou, yin, mao, chen, si, wu, wei, shen, you, xu y hai.
Los 12 meridianos son los ríos a través de los cuales el qi recorre nuestro cuerpo llegando hasta cada uno de los órganos, éstos funcionan mejor cuando el flujo de energía que reciben es mayor. Por lo tanto el llevar a cabo cierta actividad en el momento adecuado asegura que los órganos y sistemas involucrados estarán en las mejores condiciones. Los trastornos en el flujo de energía derivan en problemas de salud.
Este ciclo de 24 horas se cree que ayuda a saber cuándo hacer e…